¿Explotación sexual o revolución sexual?

#FiftyShadesIsAbuse, quien describe el BDSM (esclavitud, dominación, sadismo y masoquismo) que se muestra en los libros y películas como violencia sexual. «Incluso entre los participantes» que consienten «, esto sigue siendo violencia sexual, en la cual muchos a menudo son forzados contra su voluntad y bienestar debido a la presión de» entrar «para evitar la alienación de su pareja íntima o por otras razones para seguir «. especifica el NCSE. «data-reactid =» 21 «> Se inició una campaña con el nombre #FiftyShadesIsAbuse, quien describe el BDSM (esclavitud, dominación, sadismo y masoquismo) que se muestra en los libros y películas como violencia sexual. «Incluso entre los participantes» que consienten «, esto sigue siendo violencia sexual, en la cual muchos a menudo son forzados contra su voluntad y bienestar debido a la presión de» entrar «para evitar la alienación de su pareja íntima o por otras razones para seguir «. especifica el NCSE.

La campaña argumenta que el consentimiento no elimina el daño psicológico y físico que resulta de ese consentimiento. «La aprobación no es sinónimo de bueno», dice el NCSE. «Hay muchas cosas con las que estamos de acuerdo que son psicológicamente perturbadas, ilegales y moralmente corruptas».

«Muchas personas involucradas en BDSM están muy atentas a la aprobación, discuten de antemano lo que están haciendo y lo que no hacen, y discuten qué señales usarían si el encuentro terminara», dijo Charlene Muehlenhard a Yahoo Health . Muehlenhard es profesora de psicología y mujeres, género y sexualidad en la Universidad de Kansas. Su investigación se centra en cuestiones relacionadas con la coerción sexual, el consentimiento y la falta de comunicación. «Las personas que no están involucradas en BDSM generalmente no discuten el consentimiento tan a fondo», dice ella.

Cincuenta sombras La trilogía muestra con qué frecuencia se disfrutan las fantasías sadomasoquistas (SM) «, dice el terapeuta sexual y de relaciones. Meg John Barker en el independiente. “Los problemas sexuales están vinculados a la incapacidad para adaptarse y comunicarnos sobre lo que queremos sexualmente. Por lo tanto, es ciertamente útil abrir una variedad de posibilidades eróticas. «„ Data-reactid = «36»> Las personas a menudo tienen ideas limitadas sobre lo que es el sexo «normal» y pueden sentirse ansiosas si sus deseos difieren. «La popularidad de la Cincuenta sombras La trilogía muestra con qué frecuencia se disfrutan las fantasías sadomasoquistas (SM) «, dice el terapeuta sexual y de relaciones. Meg John Barker en el independiente. «Los problemas sexuales están vinculados a la incapacidad para adaptarse y comunicarnos sobre lo que queremos sexualmente, por lo que sin duda es útil abrir una variedad de oportunidades eróticas».

Oro Dominio para enfocarse completamente en la otra persona (vinculada a las normas de las mujeres que anteponen el placer de los demás) o enfatizan el placer mutuo. Vale la pena saber cómo los desequilibrios de género convencionales pueden afectar cualquier forma de sexo. Sin embargo, esto no significa que sea una dinámica o actividad específica absolutamente problemático «» data-reactid = «37»> Barker también señala: «Algunos sostienen que la presentación femenina en los libros es intrínsecamente antifeminista, y es posible que se presente Oro Dominio para enfocarse completamente en la otra persona (vinculada a las normas de las mujeres que anteponen el placer de los demás) o enfatizan el placer mutuo. Vale la pena saber cómo los desequilibrios de género convencionales pueden afectar cualquier forma de sexo. Sin embargo, esto no significa que sea una dinámica o actividad específica absolutamente problemático «

Katie Baker escribió en Jezebel en 2012 que los libros y la película muestran que «[t]Aquí hay un renovado interés de la población en el sexo sin vainilla, incluso si es superficial e imperfecto y es de esperar Cincuenta sombras Es solo el comienzo. «» data-reactid = «38»> Si bien algunos creen que el Cincuenta sombras La serie llama la atención sobre un trasfondo cultural en el que las mujeres quieren sentirse impotentes, podría ser tan Katie Baker escribió en Jezebel en 2012 que los libros y la película muestran que «[t]Aquí hay un renovado interés de la población en el sexo sin vainilla, incluso si es superficial e imperfecto y es de esperar Cincuenta sombras Es solo el comienzo. «